martes, 30 de marzo de 2010

Post EMOcional.

De la nada he tenido muchas ganas de hablarles de cosas que no son de mi naturaleza, es decir, quiero expresarles cosas de las que normalmente estaría en contra de hablar… como el amor, la alegría, la tristeza… la pesada tristeza.

Es curioso que la gente en la actualidad utilice la palabra depresión como un sinónimo de tristeza, la depresión es una enfermedad, el estar triste no es estar “depre”, incluso cuando un familiar muere no estas deprimido, estas confrontando una perdida y por lo tanto pasas por un estado de melancolía, cuando las cosas se complican entonces se puede llamar depresión. Que falta de respeto tan grande hacia la condición del depresivo, pero peor aun, que enorme riesgo nuestra sociedad sufre ante dicha muestra de ignorancia, porque admitámoslo, en muchas ocasiones consideramos que aquellas personas con depresión son solo gente que quiere llamar la atención, adictas a que la gente sienta lastima por ellas, que la cura esta detrás de una muy buena borrachera o una película de comedia. Terrible condición la de la depresión en nuestro país, donde se rezaga a un simple “estoy depre”.

¿Entonces sí la enfermedad se ve minimizada, que hay con la emoción? ¿Qué hay del simple hecho de sentirse triste? ¿En donde ha quedado ese sentimiento? ¿Acaso se ha extinguido en la represión colectiva, en la aversión de nuestra comunidad? ¿Acaso se ha transformado en un fantasma indeseable? ¿Se ha convertido en el síntoma de debilidad? ¿Qué ha sucedido con nuestra tristeza? Ahora pareciera que toda las personas deben de sonreír a cualquier momento, y pobre de aquel que no lo haga, para prueba basta recordar el debate y conmoción que hubo hacia los Emos durante el año pasado, que conforme pasó el tiempo se volvió en una trivialización de las tendencias sociales modernas.

La tristeza debería considerarse tan normal como lo es la alegría, el amor, etc. Las emociones no son negativas por naturaleza, son las acciones por las que son acompañadas las que nos llegan a clasificarla en algo negativo, el sentir tristeza en alguna ocasión no nos hace una mala persona, ni tampoco débiles, nos hace humanos.

Nos es tan complicado a veces permitirnos sentir dolor, nos es tan complicado darnos la oportunidad de un descanso de nuestros papeles ante la familia, los amigos, los hijos, los compañeros de trabajo, del jefe, de los maestros, de los alumnos, de los superiores, de los subordinados, de nosotros mismos (porque nos hemos creado papeles hacia nuestra propia persona), nos es tan complicado concedernos la valía como para darnos la satisfacción de sentir lo que realmente sentimos, lo que realmente necesitamos sentir, nos es tan complicado todo lo anterior y todavía nos extraña porque la vida se torna tan dura.

Abrirnos las puertas a sentir esa tristeza es dar oportunidad a sanar, algunos lo hacen bajo el apoyo de un ser querido, otros lo enfrentan solos y ninguno es mejor o peor del otro. El sanar abre puertas y caminos que alguna vez nos parecieran lejanos, pero el sanar no aparece ante nosotros como por arte de magia, el sanar conlleva esfuerzo y en ocasiones dolor. Repitámonos constantemente “todo va a estar bien”, no porque creamos que algo solucionará nuestras penas de un día para otro, repitámonos “todo va a estar bien”, porque sabemos que nos levantaremos, nos esforzaremos, repitámoslo una y otra vez, “todo va a estar bien, todo va a estar bien”, no como una plegaría, sino como un compromiso, un compromiso con nuestra propia persona, de darle el respeto que se merece, de proveerle la felicidad que tanto nos reclama.

- el ermitaño

NOTA: Todo va a estar muy bien.

5 comentarios:

Abism@l... dijo...

Por fin !!!!

Alguien con la inteligencia de ver las cosas asi...

bellota_b dijo...

Cuesta comprometerse a sanar esa pena o depresión...la diferencia se sabe,pero uno la cuantifica.
Solo espero que todos estos locos blogueros estemos mejor:D

cariñussssssssssssss!

nerd dijo...

eso de q estar depre se considera malo tienes que reclamarlo a los siquiatrass

PuKa dijo...

jajajaja pensé que ya habías muerto jajaja

:::X@Vy::: dijo...

Pasa la receta... no en serio.