sábado, 13 de junio de 2009

Breve Guía Para El Consumidor De Discos (Parte 3).

Después de tanto tiempo he decidido retomar este breve (pero muy olvidado) análisis sobre las medidas que aquellos compradores de discos deberían tomar al momento de adquirir el preciado circulo brillante… ¿todavía hay alguien que compra discos originales?

Si alguno de ustedes es de esos casi extintos especimenes o un despistado comprador ocasional, pues pícale AQUÍ para leer las dos partes anteriores (pero suavecito que es link virgen).

Capitulo 4. Rarezas.

Seamos claros, cuando me refiero a rarezas hablo de aquellas canciones que jamás fueron lanzadas en un álbum oficial del artista/grupo/cantante/prostituta, normalmente los discos de rarezas se tratan de recopilaciones de B-Sides (osease, canciones que no fueron integradas a un álbum y que fueron colocadas en los Discos de Sencillos como un extra), también se pueden encontrar canciones que fueron grabadas para otros álbumes. Los remixes se pueden contar como rarezas, ya que normalmente no se consiguen de forma comercial.

Les daré un ejemplo, el “G-Sides” de la banda Gorillaz, recopilaba canciones que ya habían sido publicadas en diferentes sencillos del grupo y uno que otro remix, muchas de ellas muy buenas. Por otro lado el “D-Sides” de la misma banda, incluía una canción que solo fue publicada en un disco de caridad, pero que debido a la demanda que tuvo se agrego en este álbum de rarezas.

Básicamente estos álbumes están enfocados a los fanseses de hueso mas colorado, no solo por el hecho de que casi aceptaran cualquier cosa del artista en cuestión, también porque su obsesión ha ido tan lejos que de seguro ellos ya han escuchado estas rarezas, les han gustado y tenerlas en un disco es un orgasmo.

No les recomiendo que compren este tipo de discos si no son seguidores de la banda, tampoco que lo regalen a alguien que no sea fans de esos que gritan como quinceañera de rancho por este tipo de cosas, ya que puede ser muy decepcionante y no solo le darás un mal regalo, sino que le arruinaras su periodo de fanaticada.

Capitulo 5. Ediciones Remix.

Este apartado tiene que ver mucho con el anterior, pero también se merece su propio espacio, ya que muchos álbumes son recreados en su totalidad a partir de remixes y surgen las Ediciones Remix. Estos son probablemente las ediciones más frustrantes de todas, puedes amarlas u odiarlas pero en definitiva no hay punto intermedio.

Para estas ediciones recomiendo que solo las tomes en cuenta si la edición normal fue de tu agrado y si te agradan los remixes (definitivamente, nada justifica el hecho de torturarte con algo que no te agrada). También sugiero que descarguen el material antes de comprarlo, porque es muy arriesgado, hasta para la fanaticada, comprar uno de estos discos.

Para no desmotivarlos del todo, les doy un ejemplo de una buena Edición Remix, “The Remix Game” de Bitter:Sweet, versión remix del álbum “The Mating Game”, hasta la fecha llevo ambos álbumes en mi iPod y es un deleite escuchar ambas versiones y es lo realmente importante de estas ediciones, experimentar con lo que ya conoces y llevarte agradables sorpresas… de lo contrario, no vale la pena.

Capitulo 6: Sencillos (Singles).

Estos son discos que normalmente sirven para promocionar una canción de un álbum, pero no se deben confundir con los discos promocionales que se regalan en eventos o en tiendas. Los sencillos son artículos un poco más elaborados y por los que si se cobran en tiendas. Normalmente vienen en cajas delgadas de plástico y su contenido consiste de la canción a promocionar y un par de canciones exclusivas, ya sean remixes o los B-Sides tan agradecidos.

Obviamente estos artículos son solo para fanseses. Cuestan casi como un disco normal (alrededor de 70 y 90 pesos) y cuentan con pocas canciones (alrededor de 2, máximo 4 canciones), por lo que muchos podrán pensar que es un desperdicio de dinero y que nadie los compra. La realidad es muy diferente, la cultura del Single es rarísima en nuestro México pero en países como Estados Unidos e Inglaterra tienen mucho auge y llego un momento en el que se sacaron varias ediciones de los sencillos.

Robbie Williams es el mejor ejemplo de esta subcultura musical, durante su ultimo álbum, por cada sencillo sacaba tres ediciones: CD (disco normal con dos o tres canciones), Enhanced CD (Disco con dos o tres canciones pero con material interactivo para la computadora) y DVD (donde no solo contaba con un par de canciones sino también el video promocional de dicha canción). Con la integración de la tecnología ahora también se ha creado el Digital Single, que es una compilación de dos o tres canciones que se pueden descargar por una módica cantidad en páginas como atunes.

Obviamente este tipo de productos es solo para obsesivos y fieles seguidores del artista, mi recomendación es que mejor busquen el material en Internet y los descarguen y después lo quemen en un solo disco, se ahorran dinero y espacio en su librero musical, por otra parte, si eres coleccionista de hueso colorado, nunca te arrepientas de comprar uno de estos artículos, porque este tipo de artículos aumenta el valor de tu colección (tengo un amigo que tiene la colección completa de Britney Spears y se la quieren comprar en el triple de lo que ha gastado en conjunto… ¡¡¡¡y eso que ella ni es artista!!!!).

-el abuelo

NOTA: Me temo que esto no es el final, aun tengo que hablar de… LOS DISCOS DE TEMPORADA.

No hay comentarios: